lunes, 4 de marzo de 2013

Face to face: aguas de avena

Otra entrada más para la sección de Face to Face. Y en este caso viene de la mano de aguas, tanto termales como de avena.
Porque aunque creamos que son lo mismo, no los son. Suelen compartir propiedades, y estar destinadas para los mismos fines, pero su composición es distinta. Aún así,  no nos equivoquemos, no es cuestión de decidir si una es mejor que la otra, sino aquella que, hasta el momento, a mi me ha funcionado mejor.
Y dicho lo dicho, vamos con la comparación, que es lo que nos interesa.



AGUA DE AVENA DERMIK

Calma, hidrata, tonifica y fija el maquillaje. Está indicada para todo tipo de pieles, especialmente las sensibles. 

En este caso es evidente que calma, ya que una de las propiedades principales de la avena es paliar las irritaciones. Con respecto a la hidratación, para pulverizar de vez en cuando no está mal, pero no como sustituto de una crema hidratante diaria (sí como complemento). En cuanto a que tonifica, ahí tengo mis reservas. Se que  la versión anterior llevaba alcohol, por lo que puede ser que sí tuviera función como tónico, pero en este formato no considero que tonifique para nada. Y no creo en absoluto que fije el maquillaje, al menos a mi no me funciona. 
Viene con pulverizador y el aroma es muy agradable. Se presenta solo en un formato: envase de 300 ml.
Es una composición de laboratorio, es decir, no viene de ninguna fuente natural.

AGUA TERMAL AVÈNE

Calma y suaviza, con propiedades anti-irritantes. Indicada para todo tipo de pieles, especialmente las sensibles.

En este caso acabaré pronto, ya que cumple con creces todo lo que promete. Calma muchísimo la piel, especialmente las rozaduras (sin llaga o sangre), eczemas y diría incluso que con quemaduras leves. Y doy fe de ello, ya que tengo la piel bastante sensible. La sensación de hidratación es mayor en comparación al agua de Avena de Dermik, pero tampoco la consideraría como sustituto de la crema diaria. No contiene alcohol. 
Viene con pulverizador y sin aroma. Se presenta en tres formatos: envase de 50 ml. (ideal para el bolso), de 150 y de 300 ml. respectivamente.
Proviene de las aguas fluviales filtradas en la tierra, y que salen a la superficie tras alcanzar altas  temperaturas arrastrando minerales y beneficiándola, a su vez, de minerales y oligoelementos.

Conclusión.

Aunque la mayoría de mis halagos se hayan decantado hacia el agua termal de Avène, los dos productos tienen una calidad excepcional. 
Creo que Mercadona ha dado en el clavo ofreciendo el agua de Avena, ya que calma bastante y refresca la piel siendo ideal para el verano. Pero el producto de Avène, a mi parecer, tiene propiedades que superan bastante a la primera, sobretodo en cuanto al tratamiento inicial y superficial de eczemas, quemaduras o rozaduras. De ahí la diferencia tanto de la nomenclatura como de la procedencia.

Por tanto, ¿por cuál me decanto? Por los dos, ya que les doy un uso distinto. Quizá, por el precio, aconsejaría tener un bote de Dermik en casa, y uno pequeño de Avène en el botiquín o el bolso.

Y hasta aquí llegamos. Gracias por estar ahí.

Kisses!!

5 comentarios:

marifloysuspotis dijo...

Yo tengo ganas de probar la de Avene, para este verano la tendré en cuenta porque para el cuidado de la piel tras la exposición al sol se ve muy completa! Saludos!

Ironic Woman dijo...

Yo soy más basta que unas bragas de esparto y mi piel no capta mucho la diferencia entre este tipo de aguas. Obviamente viviendo en Francia me compro la de avène o la de evian, porque me salen mucho más económicas (y aquí no hay mercadona). Pero que tanto me da.

Igualmente me parecen un producto muy versátil al que yo le saco muchísimo uso. Saludos!!

Aydita dijo...

Yo tengo la de Deliplus y estoy encantada! besos

Belladona dijo...

La de Deliplus es la que utilizo yo y me gusta mucho :) La de Avene no la he probado pero sé que debe ser buena, aún no he encontrado ningún producto que vaya mal de esa marca :P

Besotes love!

Lucía_lamiradadeluci dijo...

Pues yo no he probado ninguna, pero me apunto la de Mercadona. Un post comparativo genial.
Un besote

Publicar un comentario